Buscar este blog

21 de abril de 2011

HACER CURRÍCULUM: PUBLICIDAD PROPIA

Por Lic.  aura Mariana Núñez Cedillo
Directora General de Ser Ejecutivo
Cuando se pide trabajo, lo que se hace inicialmente es enviar el currículum vitae (CV) o llenar una solicitud de empleo. Comenzarás un proceso de dar información a la gente que te entreviste, contestando preguntas, llenando formatos, exámenes psicométricos, etc. Pero antes de contestar cualquier tipo de pregunta referente a tu información personal, debes tener presente algo muy importante: el proceso que vas a iniciar es el de “venderte a ti mismo”.
Nunca debes olvidar esto. En todo momento, en cualquier etapa del proceso… desde que llenas la solicitud de empleo, hasta que negocias la oferta de trabajo, pasando por el envío de currículum y todas y cada una de las entrevistas que vayas a enfrentar. Todo se trata de “venderte a ti mismo”.
Empezaremos con el currículum vitae, sabiendo que éste es el resumen y la carta de presentación de tus capacidades, tu experiencia laboral y aficiones. El principal propósito del currículum es conseguir una entrevista. El currículum no es sólo un medio informativo, es un medio de persuasión, es la primera carta que tienes para presentarte a la empresa.
Existen algunas reglas útiles para un curriculum:
  • Presenta siempre el CV escrito en computadora, comprobando la ortografía y la gramática.
  • Emplea papel blanco
  • Procura que sea corto, dos páginas como máximo, sin embargo la experiencia y demás información importante tienen prioridad, siempre y cuando sea conciso.
  • Presenta la información en un orden lógico
  • Usa palabras optimistas y activas
  • Emplea el lenguaje técnico del ramo, pero sin abusar de él
  • No satures de información las páginas
  • Utiliza listados (bullets) para resaltar cierta información
Recuerda que la elaboración de un buen CV lleva tiempo, pero es un tiempo que habrás empleado correctamente. Todo se trata de “venderte a ti mismo”.
La información que debes poner en tu currículum debe incluir:
  • Nombre completo
  • Dirección, email y número telefónico
  • Edad y estado civil
  • Información de formación profesional (o máximo grado de estudios)
  • Experiencia laboral
  • Otro tipo de información (cursos, idiomas, diplomados, etc.)
  • No incluya la fotografía (solo cuando se lo requieran)
El currículum puede ser enviado vía Internet, pero entonces hay que tomar en cuenta que será “filtrado” por los sistemas de la empresa o bolsa de trabajo. Por lo anterior, para ayudar estos sistemas de “filtrado”, es recomendable tener en cuenta lo siguiente:
  • Pon tu nombre y dirección en primer lugar
  • Las fechas deben de ir antes de cualquier explicación
  • Repite palabras clave mediante sinónimos
  • Utiliza un tipo de fuente sin adornos, que sea clara
  • Emplea un tamaño razonable de letra (al menos 10 puntos)
  • Para resaltar algo utiliza las negritas o mayúsculas
  • No utilices gráficos ni decoraciones
  • No uses recuadros ni tablas
Además del CV existen las cartas de presentación, las cuales deben de ser breves y concisas. Una carta de presentación debe estar dirigida a una persona en especial, y consta de tres secciones principales:
  • Explicación simple de cómo se enteró de la vacante
  • Admite que estás buscando empleo, mencionando que adjuntas tu CV
  • Menciona tu disponibilidad para una entrevista, y que esperas recibir noticias pronto.
Todo reclutador revisa los CV’s de acuerdo a criterios que ellos mismos establecen, lo que les permite revisar rápidamente la información de forma sistemática y que sea relevante para la empresa. De ahí la importancia de presentar tu información lo más claro posible.
Tal vez el currículum sea tu único punto de contacto con algún empresario o reclutador, así que tienes que esforzarte por planearlo, estructurarlo, adecuarlo al perfil que se busca… en otras palabras confeccionarlo.